Domingo, 18 Noviembre 2018
LocalXpress Twitter Facebook

Personas = ÉXITO

LOCALXPRESS | Publicado: 09/10/2018 14:32:00 CET
Captura

Por Ismael García Puche | HR Management & Talent Adquisition


¿Por qué es tan importante el capital humano para el éxito de las empresas?


Todo buen profesional de un Departamento de Recursos humanos sabe y conoce la importancia del capital humano para la consecución de los objetivos de la empresa. Es por ello que muchos grandes directivos de importantes empresas han visto imperativo realizar grandes esfuerzos por cuidar y mimar a sus trabajadores. Uno de estos casos es el de Richard Branson, CEO y fundador del Grupo Virgin, quien esgrimió que para que sus clientes fueran felices y repitieran con su empresa, primero debía tratar bien a sus trabajadores, pues son ellos los que van a tratar con el cliente final.


Por desgracia, esta máxima no se cumple en todas las grandes organizaciones; de hecho, solo el 32% de los líderes mundiales confía en que su organización cuenta con el talento y las habilidades necesarias para alcanzar sus objetivos estratégicos, según una reciente encuesta de Harvard Business Publishing de profesionales globales. Esto se debe, en gran medida, a que los presupuestos se suelen imponer en las decisiones estratégicas de la empresa. Los directores financieros deberán asumir una responsabilidad cada vez mayor en la gestión del capital humano y garantizar que se haga una inversión suficiente en la tecnología para promoverla.


Como trabajadores, podemos demostrar que nuestro trabajo aporta valor a la empresa y favorece la consecución de los éxitos de la organización. Para ello, debemos tener en cuenta una serie de factores que nos harán ser importantes en nuestro departamento:



  • Estar alineados con el objetivo y la visión de la empresa, demostrando que compartimos una tarea común que es la de conseguir éxitos.

  • Conocer quiénes conforman la empresa; saber cuáles son las expectativas y circunstancias de cada persona ayudará a entender su situación y sus anhelos.

  • Intentar trabajar de manera bidireccional, contando con las aportaciones de nuestros superiores y los demás trabajadores de nuestro departamento.

  • Gestionar bien el tiempo y el estrés; nunca debemos caer en el desorden y en el descontrol. Llevar una agenda o utilizar métodos de organización como un Kanban o Scrum nos facilitan realizar nuestras labores.

  • Aportar ideas, generar creatividad e intervenir en la mejora continua de la empresa, demostrando interés y compromiso para con la empresa.


Aunque nadie puede garantizar el éxito de una empresa, debemos de ser conscientes que el primer paso para alcanzarlo comienza en nuestro puesto. Debemos ser nosotros los que podamos marcar la diferencia y aportar valor para ser imprescindibles.

Te puede interesar
Últimas noticias
Línea Directa
MyPlace